miércoles, 6 de marzo de 2013

Comportamiento del consumidor: disponibilidad de dinero


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Cuanto hemos dicho hasta ahora es muy importante en economía y es lo que los economistas llaman equilibrio del consumidor. Sin embargo, los estudiosos van más allá e intentan explicar qué le sucedería a este equilibrio si se produjeran variaciones en nuestras disponibilidades monetarias o en los precios de los bienes, o bien en nuestros gustos. Para entender esto es necesario ante todo preguntarse por qué nunca deberemos comprobar tales variaciones. Para hacer más sencilla la explicación, partiremos del supuesto de que no existe más de una variación a la vez.

Dinero disponible

- Variaciones en la disponibilidad de dinero


En primer lugar debemos tener presente que nuestras disponibilidades monetarias pueden estar compuestas por la suma de más partidas: si tenemos un trabajo y todos los meses recibimos un sueldo, si tenemos una casa de propiedad que hemos alquilado a alguien y cada mes recibimos una renta, que en este caso es el alquiler, si hemos ahorrado dinero que tenemos depositado en un banco, periódicamente recibimos los intereses por nuestra inversión. Dados estos supuestos, si nuestro empresario nos aumenta el sueldo, recibimos más dinero, o bien si aumentamos el alquiler a nuestro inquilino, percibiremos una renta mayor, si además el nivel de los intereses aumenta, tendremos más dinero en nuestra cuenta bancaria. En cada caso disponemos de una mayor cantidad de dinero.

Consumidor y dinero

- Mayor cantidad de dinero -> mayor capacidad adquisitiva de bienes


Una mayor cantidad de dinero, siguiendo con los ejemplos anteriores, nos permitirá acceder a nuevos bienes que antes no podíamos adquirir, o bien comprar una mayor cantidad de bienes de los que ya utilizamos.

Dinero y economia

- Bienes inferiores: comportamiento atípico ante una mayor disponibilidad de dinero


De otra parte existe una categoría particular de bienes -los denominados bienes inferiores- que presentan un comportamiento atípico: la cantidad consumida de este género de bienes, en lugar de aumentar, disminuye cuando crecen nuestras disponibilidades monetarias.

Un ejemplo de bienes inferiores puede ser la margarina, que teniendo un precio menor al de la mantequilla, generalmente es sustituida cuando aumenta la disponibilidad de dinero de sus consumidores. También en el caso de las segunda marcas de ciertos productos: así, por ejemplo, algunas personas que disponen de poco dinero pueden estar dispuestos a adquirir en un gran almacén productos que tienen un precio inferior a los que son más conocidos y anunciados. El resultado obtenido en este caso es que aumentando la disponibilidad de dinero, se pueden elegir productos más conocidos y por lo tanto bastante más caros.

Habitos de compra y dinero


- Disponibilidad dineraria y hábitos de compra


En cada caso es importante recordar que un incremento de nuestras disponibilidades dinerarias permiten siempre modificar nuestros hábitos de compra.

Naturalmente, sucede lo contrario de lo que hemos dicho en el caso en el que nuestro dinero disponible, en lugar de aumentar, disminuya, comprometiendo nuestro poder adquisitivo.

----------

- Introducción a la microeconomía: otros artículos en nuestro blog de economía


+ Introducción a la microeconomía

+ La microeconomía y el sistema económico

+ Los recursos y las necesidades humanas

+ La protección de los recursos ambientales

+ El concepto de utilidad

+ Disponibilidades monetarias, precios de los bienes, gustos y preferencias de los consumidores

+ Variaciones en el precio de los bienes

+ Variaciones de los gustos y preferencias de los consumidores

+ La empresa

+ La competencia perfecta

+ El monopolio

+ La concurrencia monopolística

+ La producción y los factores de producción

+ Los costes de la empresa